Verduras Cruciferas, enemigas naturales del cancer

Publicado el 20 septiembre 2016
Archivado en Oscar | Salir del comentario

22

El cáncer se está posicionando a nivel mundial como primera causa de muerte, ya que la vida moderna contribuye a esta situación con los distintos tipos de contaminación química y electromagnética, así como también con el desarrollo de alimentos altamente elaborados cargados de sustancias responsables en su combinación del desarrollo de la enfermedad.

La dieta es esencial para la prevención de esta enfermedad según lo demuestran los distintos estudios científicos, ya que ciertos alimentos naturales contienen sustancias anti-cancerígenas específicas, como es el caso de las verduras u hortalizas, puntualmente las que pertenecen a familia de los coles o crucíferas, como el repollo, la coliflor o el brócoli.

Investigadores del departamento biología molecular y celular de Santa Barbara, han podido demostrar la capacidad de las hortalizas para actuar a nivel celular, evitando el desarrollo de células anómalas o cancerígenas.

Como ejemplo podemos tomar los casos de cáncer de mama, considerados como la segunda causa de muerte entre las mujeres, los cuales pueden prevenirse con el consumo de las verduras crucíferas mencionadas, según lo han demostrado los estudios realizados con mucho éxito.

Puntualmente los investigadores descubrieron que los compuestos conocidos como isotiocinatos y en especial el sulfurafane, contenidos en las crucíferas en gran proporción son los responsables de la actividad anti-cancerígena en el organismo, siendo el brócoli y sus brotes las verduras más ricas en dichos compuestos.

En laboratorio se redujo la incidencia de cáncer mamario inducido en animales, bajando el desarrollo de tumores mamarios, al inhibir su crecimiento, luego fueron aplicados sobre células humanas brindando como resultado literalmente el suicidio de las células anómalas, proceso conocido con el nombre de “apoptosis celular”.

Los especialistas observaron que es prácticamente el mismo mecanismo que realizan los fármacos oncológicos, destinados a inhibir la proliferación de las células malignas. Por lo tanto, incluir las verduras crucíferas en nuestra dieta, se traduce en una muy buena opción para proteger nuestra salud.

Comentarios

No hay mas respuestas