Receta natural para reducir los poros dilatados

Publicado el 26 Noviembre 2013
Archivado en Oscar | Salir del comentario

02

Una tez clara y suave representa uno de los elementos esenciales de belleza y los poros dilatados evidentes se presentan como un obstáculo en la búsqueda de una piel tersa y clara, por ello debemos saber cómo evitarlos y tratarlos.

Una antigua receta natural nos puede ayudar a reducir los poros evidentes del rostro y esta se basa en la combinación de; huevos, la miel y el jugo de limón, considerada como uno de los tratamientos para la piel más efectivos para tratar el problema en el hogar. Estos tres ingredientes trabajan juntos para hidratar la piel y crear un cutis resplandeciente, lo que ayudará a reducir la apariencia de los poros.

Los tres ingredientes pueden ser utilizados en algunas combinaciones diferentes para crear el equilibrio perfecto en cada tipo de piel, por ejemplo para piel seca, mixta o grasa.

Procedimiento a seguir; primera combinación;

-Combine 1 cucharada de una crema hidratante suave sin perfume, con 1 clara de huevo.

-Añadir 1 cucharadita de miel totalmente natural a la mezcla original y agitar vigorosamente hasta que todos los ingredientes emulsionen o se combinen.

-Aplique la mezcla suave en toda la cara, evitando los labios y el área de los ojos.

-Deje que la mezcla repose en su cara durante unos 10 minutos. Enjuague con agua tibia y limpie el exceso de máscara con un paño limpio dejando la piel bien seca.

Otra combinación;

-Mezcle 1 cucharada de miel y 1 cucharadita de jugo de limón hasta que se emulsionen y añada 1 cucharada de azúcar morena.

-Frote en la piel facial durante 1 a 3 minutos, evitando las zonas de la nariz, la boca y los ojos.

-Enjuague toda la mezcla de su piel con agua tibia y seque su cara con una toalla limpia.

Combinación para piel grasa

-Mezcle 1 clara de huevo con 1 cucharada de jugo de limón y añada 1 cucharada de hamamelis a la mezcla para asegurar que todos los ingredientes han sido mezclados correctamente.

-Aplicar sobre la piel con un algodón, evitando la nariz, la boca y los ojos. Permita que se asiente hasta que seque sobre la piel, a unos 5 minutos.

-Enjuague la mascarilla con agua tibia y seque la piel rápidamente después del lavado.

Comentarios

No hay mas respuestas