Primavera; 2 consejos naturales para prevenir sus efectos sobre la salud

Publicado el 18 enero 2017
Archivado en Oscar | Salir del comentario

545

La primavera representa la estación que para muchos es la más hermosa del año, el momento en el cual la naturaleza renace o florece, brindando una sensación de renovación y bienestar, sin embargo, todo este proceso también lleva consigo un conjunto de efectos sobre la salud humana que debemos conocer para tomar los recaudos necesarios y así prevenir posibles desequilibrios.

Entre las dolencias o desequilibrios más comunes que produce el clima primaveral encontramos sobre todo los relacionados con las alergias, como la rinitis y por supuesto la famosa fiebre de heno.

Para prevenir y tratar las dolencias de la primavera desde la medicina natural nos llegan los siguientes consejos simples pero efectivos para enfrentarla, ellos son:

Te de Ortigas

Las ortigas renacen en primavera y nos brindan sus beneficios para sobrellevar o evitar los efectos negativos que esta época del año ejerce sobre nosotros. Se trata de una de las plantas medicinales más rica en sustancias antihistamínicas naturales que son las que actúan sobre los procesos inflamatorios provocados por los alérgenos contenidos en el polen de las plantas.

Por lo tanto, sus efectos saludables conocidos desde la antigüedad actúan previniendo y tratando de forma natural las alergias estacionales, recomendándose tomar 3 tazas de té al día, por un lapso de 15 días previos al comienzo de la primavera.

Vinagre de Manzana

Este maravillo recurso natural producto del fermento de las manzanas, se traducen en un poderoso remedio que trata y previene las dolencias primaverales, tales como la rosácea, que es una dolencia dérmica que afecta al rostro principalmente a la nariz, brindándole un aspecto inflamado constante. El vinagre de sidra de manzana causa un efecto desintoxicante natural en todos los niveles orgánicos a la vez que estimula las defensas orgánicas, por lo tanto, dichas propiedades son las lo hacen verdaderamente efectivo ante los procesos inflamatorios.

Se recomienda tomar una cucharadita de vinagre de manzana diluida en medio vaso de agua tibia, con una cucharadita de miel, dos veces al día, también por un lapso de 15 días, previos a la llegada de la estación primaveral para depurar el organismo y elevar las defensas orgánicas.

Comentarios

No hay mas respuestas