Para un buen rendimiento intelectual, la base es una buena dieta

Publicado el 27 agosto 2016
Archivado en Oscar | 1 comentario

12

En la actualidad el llamado «déficit de atención» que se basa en la perdida literal de la concentración y por lo tanto en consecuencia de una disminución del rendimiento intelectual tanto en niños como en adultos, se encuentra a la orden del día y lo que debemos saber es que se encuentra estrechamente relacionado con una dieta errónea o sea que no aporta los nutrientes necesarios para la correcta funcionalidad psicofísica.

Cuando nos faltan nutrientes esenciales la capacidad cerebral se ve afectada para procesar la información o cumplir con todas sus funciones, perdiendo receptividad y estimulando al cansancio general. Por ello si debemos sentirnos activos, alertas y bien despiertos, debemos preocuparnos por adoptar una dieta natural equilibrada y variada, que nos provea de los nutrientes necesarios para gozar de una vida plena y un rendimiento intelectual óptimo.

Nuestro cerebro necesita de la energía de la glucosa para realizar su gran cantidad de funciones, así como también de una correcta oxigenación, como dos ejemplos de una necesidad especifica de nutrientes, entre las muchas que existen. Para estos dos casos, la glucosa y el oxígeno, que son esenciales para un rendimiento óptimo de nuestro cerebro, los nutrientes esenciales son los hidratos de carbono en particular los complejos, que se obtienen de los cereales integrales o los hidratos simples provenientes de la fruta y no de los dulces refinados.

La provisión de oxigeno suministrado por la sangre a todos nuestros órganos, requiere de la presencia del hierro, mineral que le da color a nuestra sangre y se encarga del transporte de oxígeno. Su deficiencia deriva en anemia la cual se traduce en un cansancio generalizado que afecta la salud general, este mineral lo podemos encontrar en los productos de origen animal principalmente, como carnes, huevos y lácteos, además de las fuentes vegetales principalmente las legumbres como las lentejas y la soja.

Otro nutriente esencial son los ácidos grasos saludables Omega, 3, 6 y 9, que cumplen un rol específico sobre la salud cerebral y el mantenimiento del sistema nervioso. Los omegas los encontramos especialmente en los pescados y las semillas como la Chía entre otras.

Resumiendo, una alimentación variada y natural, siempre se traducirá en un buen estado de salud general.

Comentarios

Una respuesta para “Para un buen rendimiento intelectual, la base es una buena dieta”

  1. Bitacoras.com on agosto 27th, 2016 18:48

    Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: En la actualidad el llamado “déficit de atención” que se basa en la perdida literal de la concentración y por lo tanto en consecuencia de una disminución del rendimiento intelectual tanto en niños como en adultos, s…

No hay mas respuestas