La importancia de los protectores solares

Publicado el 15 mayo 2012
Archivado en Silvia | Salir del comentario

El sol será nuestro gran compañero de viaje durante los próximos meses y debemos prestarle una atención especial. Debemos mimar con esmero la piel para que todos los beneficios que el astro rey nos aporta den un carpetazo de golpe a sus negativos y nocivos efectos. Para ello es fundamental contar con protectores solares de primerísima calidad que serán sin duda alguna, nuestros grandes aliados para lograr una dermis bonita y sin ningún problema asociado.

Aunque deberíamos tenerlo clarísimo, la protección solar es fundamental. No solo para evitar problema a posteriori sino, sobre todo, para mantener la piel sana y bella al cien por cien siempre.  Precisamente por ello, debemos incluir en nuestra rutina  de belleza diaria la aplicación de una potente crema con protección solar con un mínimo de SPF 15 dependiendo de nuestro tipo de piel.

Es decir, debemos tener claro cuál es nuestro tipo de dermis y qué factor es el más apropiado para nosotros ya que no todas las pieles requieren los mismos cuidados y protección.

En personas con piel blanca, pecas, pelo rojo y por lo tanto, sensibles al sol deben aplicarse protección alta en una exposición moderada y protección muy alta en exposiciones importantes y extremas.

En personas con piel clara, a menudo con algunas pecas y cabello rubio o castaño rojizo que a menudo sufren quemaduras durante las exposiciones al sol pero que acaban bronceándose es importante que se apliquen protección media en exposiciones moderadas, alta en exposiciones importantes y muy alta en exposiciones extremas.

Personas con piel intermedia,  clara que se broncea con facilidad y que no sufren quemaduras durante las exposiciones muy intensas deben aplicar protección baja en exposiciones moderadas, media en exposiciones importantes y alta en exposiciones extremas.

Personas con piel resistente, oscuras que se broncean con facilidad sin sufrir jamás quemaduras por el sol deberán aplicar protección baja en exposiciones moderadas e importantes y medias en las extremas.

Este tipo de consejos deben de tenerse en cuanta a la hora de tomar el sol y si se unen al uso de cremas de día con sol, renovar las aplicaciones de las cremas solares durante la exposición de manera frecuente y cada vez que salimos del agua, el bronceado perfecto y sin quemaduras está más que garantizado.

Comentarios

No hay mas respuestas