Hierbas medicinales para la salud cardiaca; el Espino Blanco

Publicado el 25 Marzo 2013
Archivado en Oscar | Salir del comentario

El Espino o Crataegus laevigata es un arbusto con flores blancas, rojas o rosadas, que brinda pequeños frutos tipo baya y se cultiva en todo el mundo, ya que con él se elaboran cápsulas, comprimidos y extractos líquidos a partir de sus hojas y flores, históricamente se ha utilizado para tratar una variedad de condiciones de salud, entre las que destacan las enfermedades cardiacas.

El Espino blanco es considerado una hierba segura, siempre y cuando sea recetada por un profesional, principalmente cuando existen enfermedades ya declaradas y en tratamiento químico, situación que puede dar lugar a posibles reacciones adversas por interacciones medicamentosas.

Según el Centro Nacional para la Medicina Complementaria y Alternativa, hoja de espino y el extracto de flores pueden ayudar a tratar y gestionar las formas más leves de insuficiencia cardíaca, durante el cual los músculos del corazón se debilitan, situación en la que el órgano es incapaz de bombear sangre con eficacia.

El Espino también mejora la disnea y la fatiga asociada con enfermedades del corazón y la Universidad norteamericana de Maryland también afirma que esta hierba medicinal puede ayudar a reducir el número de medicamentos necesarios para los pacientes de enfermedades del corazón, pero siempre bajo supervisión médica.

El Espino Blanco puede ayudar a reducir la presión sanguínea, especialmente en pacientes que sufren de diabetes tipo 2, por lo tanto lucha naturalmente contra la hipertensión, al tener la capacidad de reducir tanto la presión arterial sistólica y diastólica.

Los flavonoides conocidos como; “procianidinas oligoméricas” presentes en la hoja de espino y los extractos de sus flores pueden ayudar a controlar las enfermedades mentales, especialmente la ansiedad. Así como también entre sus beneficios para la salud se ha utilizado históricamente en la medicina china para tratar la retención de alimentos en el estómago.

La capacidad del espino para descomponer la grasa también lo hace útil para el tratamiento de la indigestión asociada con el consumo excesivo de alimentos grasos, tomándose como té ha demostrado reducir los niveles de colesterol en la sangre, siendo este otro factor benéfico para prevenir la enfermedad cardíaca.

Comentarios

No hay mas respuestas