Dieta mediterránea patrimonio de la humanidad, sus principales alimentos

Publicado el 14 septiembre 2016
Archivado en General, Oscar | Salir del comentario

22

La dieta mediterránea ha sido declarada patrimonio de la humanidad por la UNESCO, ya que se la considera como la dieta más saludable del mundo, compuesta por recetas saludables y hábitos alimenticios que hacen hincapié en la estacionalidad, preparaciones tradicionales y productos naturales.

La dieta mediterránea está compuesta de varias fuentes de alimentos y se centra particularmente en el consumo de aceite de oliva, cuyos beneficios saludables han sido corroborados científicamente, tanto como preventivo de enfermedades, así como también para el tratamiento de las mismas.

Las investigaciones llevadas a cabo sobre esta dieta natural llevan décadas y comenzaron en función de la longevidad de los habitantes de la zona mediterránea europea, encontrándose que este grupo poblacional presentaba bajos índices de obesidad y de enfermedades crónicas, tales como la diabetes, enfermedades cardíacas y colesterol alto.

Los alimentos que componen la dieta mediterránea incluyen, principalmente a los granos enteros, legumbres, pescado, verduras y frutas de estación. Es de destacar que esta dieta incluye carnes rojas, pero en una mínima proporción, ya que estas son ricas en grasas saturadas o insalubres.

Los alimentos y recomendaciones de la dieta mediterránea:

  1. Yogur y quesos; que proveen de calcio al organismo, pero deben consumirse de forma moderada.
  2. Los granos enteros y almidones, tales como pasta, pan, arroz, el trigo, el salvado y las patatas.
  3. Pescado; pero preferentemente cocidos al vapor o a la plancha, del que se recomienda incluirlo en la dieta como mínimo dos veces a la semana, siendo las variedades de atún, salmón y la caballa, los más indicados por su riqueza en aceites esenciales saludables omega 3.
  4. Huevos; varias veces a la semana
  5. Carnes rojas, no más de una vez a la semana.
  6. Comidas íntegramente vegetarianas; dos veces cada semana.
  7. Variedad de legumbres, verduras, hierbas, granos, frutas frescas, de estación, en función de la localización geográfica.
  8. Nueces; juegan un rol fundamental en esta dieta, ya que contienen una alta proporción de grasas saludables omega 3, para bajar el colesterol y mejorar las funcionalidades cerebrales.
  9. Aceite de oliva; en lugar de mantequilla u otros aceites, ya que sus grasas del tipo mono insaturado benefician la salud prácticamente en todos sus niveles.

Se debe tener muy en cuenta que esta dieta utiliza la cocción al vapor o asado, para la elaboración de todas sus comidas.

Comentarios

No hay mas respuestas