Consejos de belleza; Vitamina E para una piel juvenil

Publicado el 30 agosto 2013
Archivado en Oscar | Salir del comentario

Mientras envejecimiento de la piel es un proceso natural, pero factores como el sol, el humo del cigarrillo y la contaminación pueden acelerar el envejecimiento, haciendo que la apariencia de la piel se vea perjudicada con más arrugas y asperezas.

Estos signos de envejecimiento son provocados por el aumento de los radicales libres en el cuerpo, que contribuyen a la ruptura prematura de las células de la piel, por ello un incremento de estas moléculas dañinas en el sistema estimula a un envejecimiento prematuro, pero sustancias como los antioxidantes pueden combatir y neutralizar sus efectos y uno de los más poderosos para este fin es la vitamina E contenida en una variedad de alimentos.

Los rayos del sol pueden dañar la piel, causando manchas de la edad y las arrugas, pero la vitamina E y la vitamina C son consideradas como algunos de los mejores antioxidantes para combatir los efectos nocivos del sol. Un estudio publicado en el “Journal of Dermatology” encontró que la piel visiblemente envejecida presenta un 39 por ciento menos de vitamina E concentrada, comparada con una piel joven, por lo cual al aumentar la cantidad de vitamina E en la dieta se puede ayudar a mantener la salud de la piel alejando el envejecimiento.

Cuando se utiliza en combinación con un filtro solar, la vitamina E y vitamina C, reducen los efectos dañinos de los rayos ultravioleta B, que son el tipo de rayos capaces de producir quemaduras en la piel, dañando las capas externas y contribuyendo a futuras arrugas. La combinación de vitamina E y C también ha demostrado tener la capacidad de reducir los efectos dañinos del tabaco y la radiación ultravioleta A, también factores promotores de arrugas.

La vitamina E se pueden encontrar de forma natural en muchos alimentos, como por ejemplo; almendras, semillas de girasol, mantequilla de maní, espinacas, brócoli, kiwi, mango y tomate, pero deberá tener en cuenta que “Más no es siempre mejor”, por ello si se opta por el consumo de suplementos que cuenten con más de 1.000 mg por día, puede causar efectos secundarios adversos, incluyendo sangrados.

Comentarios

No hay mas respuestas