Cómo maquillarse para una entrevista de trabajo

Publicado el 5 abril 2011
Archivado en Silvia | 1 comentario

Actualmente conseguir una entrevista de trabajo es complicado, por ello cuando tengas la oportunidad de lograr mostrar tu valía, cuidar tu apariencia será muy importante. Ya sabes que la primera impresión es con la que el entrevistador se quedará. Es fundamental transmitir durante unos pocos minutos profesionalidad, seguridad en ti misma y saber estar. Ir bien vestida, peinada y maquillada te ayudará a conseguirlo. Es cuestión de saber que usar y que descartar de tu look laboral.

Debes huir de las imperfecciones visuales: es muy importante que retires de tu ropa posibles pelusas o pelos que hayan ido afeando la ropa. Puedes utilizar un espejo de aumento para lograrlo. Del mismo modo, es importante que tus cejas luzcan su mejor aspecto. Acaba con los posibles pelitos rebeldes que podrían afear tu imagen.

Maquíllate sin prisas: Es primordial que te tomes todo el tiempo que necesites para lograr un buen maquillaje. Precisamente por eso, deberás hacerlo con calma y cuidando bien cada una de las partes maquilladas.

Luce una mirada limpia: Aunque te verías realmente guapa con un efecto ahumado o una sombra llamativa, lo cierto es que para una entrevista de trabajo debes tener claro que este tipo de maquillaje no te ayudará lo más mínimo. Los colores que te ayudarán serán los tonos marrones o beige, que realzarán tu mirada sin excesos. En este sentido, también es importante que una vez apliques la máscara de ojos pases sobre las pestañas un peine específico que eliminará posibles impurezas e imperfecciones.

No uses gloss ni maquillaje con brillo: Cambia el brillo de labios por un pintalabios en tonos naturales semimates. Puedes optar por un rosa pálido, que además de sentarte genial está muy de moda. En cuanto al maquillaje y el colorete es mejor que descartes el brillo y optes por los tonos rosados, que además de aportar un toque saludable a tu imagen, vienen genial para la iluminación fría de las oficinas.

No olvides llevar polvos sueltos tranlúcidos y kleenex: Ambos te ayduarán a retocarte minutos antes de la entrevista en el cuarto de baño. Te servirán de gran ayuda para eliminar el exceso de maquillaje y para los pequeños retoques de última hora.

LLeva el pelo limpio y bien peinado: Es fundamental que el aspecto de tu pelo sea el mejor posible, será clave para que tu entrevistador se lleva una gran imagen de ti. Aunque lo más recomendable es llevar el pelo recogido, también puedes optar por llevarlo suelto o con alguna diadema. Recuerada llevar un peine de bolso para retorcarte minutos antes.

LLega unos minutos antes: Te ayudará a crear una buena imagen y además podrás evitar cualquier problema de última hora en tu maquillaje y peinado.

Por último, recuerda que la actitud es lo más importante: Aunque tu imagen es esencial, una buena actitud podrá ayudarte a conseguir tus objettivos. No te muestres nerviosa, no te muerdas las uñas y responde a las preguntas con tranquilidad y simpatía. Verás como logras el puesto que deseas.

Comentarios

Una respuesta para “Cómo maquillarse para una entrevista de trabajo”

  1. Patricia on abril 5th, 2011 16:13

    Este artículo para los tiempos que corren, es de lo más útil.

No hay mas respuestas